Salt

Vivo matando sentimientos, porque crecen, porque se vuelven incontrolables y porque lo único coherente que se me ocurre es matarlos, siempre los mato.

Los mato cuando me siento demasiado cerca de las personas, mas me vale sentir lo menos, mas me vale olvidar el apego, mas me vale amar la soledad.

La soledad que se esconde entre tus sábanas, entre tus abrazos, entre todo lo que nunca serás en mi vida.

Mi vida como la estrella fugaz que se fugó sin encontrar espectador, los dos segundos en los que todo pasó y nadie estaba para verlo.

Verlo todo distante, ser actor de relleno de la película que yo no escogí actuar, leer el guión de todo lo que debo y lo que no debo.

Debo encontrarlo, al sentimiento, debo encontrarlo vivo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s